Mi titulo de la imagen
Connecting Europe Facility 2.0

El Programa Connecting Europe Facility 2.0 cada vez más cerca

16 de marzo

La semana pasada, el Consejo Europeo y el Parlamento Europeo alcanzaron un acuerdo provisional sobre la segunda edición del programa insignia de la UE, Connecting Europe Facility (CEF) 2021-2027. Este programa está dirigido a financiar proyectos clave en las áreas de transporte, digital y energía y contará con un presupuesto de 33.710 millones de euros, repartidos entre sus tres sectores clave (25.810M para transporte, 5.840M para energía y 2.060M para digital).

La segunda edición del Programa CEF 2.0, en el área del transporte promoverá redes interconectadas y multimodales para desarrollar y modernizar infraestructura ferrovial, vial, fluvial y marítima, así como la movilidad segura. Se dará prioridad a un mayor desarrollo de las redes transeuropeas.

En el área de la energía, el programa tiene como objetivo contribuir a una mayor integración del mercado energético europeo, mejorando la interoperabilidad de las redes energéticas a través de fronteras y sectores, facilitando la descarbonización y garantizando la seguridad del suministro. También se financiarán proyectos transfronterizos relacionados con la energía renovable.
Al definir los criterios de adjudicación de las ayudas en esta área, se tendrá en cuenta la coherencia con los planes energéticos y climáticos de la UE y nacionales.

En el área de la competitividad digital, el alcance del programa se ha ampliado para reflejar el hecho de que la transformación digital de la economía y la sociedad en general depende del acceso universal a redes confiables y asequibles de alta capacidad. Para acceder a esta ayuda los proyectos han de contribuir al mercado único digital y a los objetivos de conectividad de la UE.

Por su parte, el Programa CEF 2.0 hará hincapié en las sinergias entre las tres áreas, transporte, energía y digital, con el objetivo de mejorar la eficiencia de la acción de la UE y minimizar los costes de implementación. Promoverá el trabajo intersectorial impulsando líneas de acción como la movilidad conectada y automatizada, o los combustibles alternativos. El programa también tiene como objetivo integrar la acción climática, teniendo en cuenta los compromisos de descarbonización a largo plazo de la UE, como el Acuerdo de París.

El programa está aún pendiente de aprobación por el Consejo Europeo, una vez aprobado, entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la UE y tendrá aplicación retroactiva a partir del 1 de enero de 2021.